EMPIEZA TU DIA CON LA MEJOR ACTITUD

IMG_8485

 

¿Te has puesto a pensar porque hay días en que nos va de maravilla, todo lo que deseamos sucede, la gente nos sonríe, sales del trabajo con energía para ir al gimnasio, y cuando se enojó tu jefe ni siquiera te afecto?

En cambio hay otros días en que todo nos sale mal, obtienes exactamente lo contrario a lo que querías, todo el mundo parece conspirar en tu contra y tienes la peor de las suertes.

¿Y sabes que determina eso? La actitud al empezar tu día.

Levantarnos con ánimos y energía hace que todo tu día sea positivo, atrae lo que buscas, con una sonrisa cambias la cara y el humor de las demás personas, y eso hace que logres tus objetivos. Es así de simple y de sencillo.

Así que en este articulo te voy a dar 5 fáciles tips para que empieces con el pie derecho y tengas el mejor de los días olvidándote del estrés, el trafico, los problemas, y vivas un día con una sonrisa de boca a boca, con ACTITUD.

  1. DESCANSA: Si no estas descansado por la mañana, es muy probable que te despiertes de mal humor, con cansancio, energía baja y mala cara. Descansar entre 6 – 8 horas al día te ayuda a tener una mejor memoria, por lo que no olvidarás nada en tu día y estarás relajado y tranquilo. Al mismo tiempo te sentirás más renovado y joven pues regenera células, y también más delgado, ya que el cuando el cuerpo quema calorías mientras dormimos. No te vayas con pendientes a la cama. Trata de resolver lo que puedas antes de irte a dormir, y si de plano no puedes, anota lo que tengas que hacer para que no estés dándole vueltas toda la noche a esos pendientes. Duerme relajado, tranquilo. Deja tu celular a un lado, apaga la televisión y respira.
  2. AGRADECE: Al abrir el ojo, lo primero que debes hacer es agradecer por un día más de vida, así que agradece. Trata de ahora en adelante agradecer por 3 cosas positivas: por tener trabajo, por la salud de tu familia, por tener un techo. Inconscientemente estos pensamientos felices liberan dopamina, que es un químico que produce tu cerebro y hace que te sientas excitado. Como verás, tus pensamientos se transforman de inmediato en materia.
  3. INHALA Y EXHALA PROFUNDO: Empieza tu día inhalando profundo, llenando los pulmones, abdomen y espalda, y exhala profundo sacando todo el aire de tu cuerpo. Haz algunas respiraciones, llenándote de oxigeno y aportando energía a las células, mejorando todos los procesos celulares. En el Yoga se le llama Pranayama al control de la respiración, en donde prana es energía. Por lo cual, cuando respiramos conscientes y llenamos al 100 nuestros pulmones, estamos generando movimiento de energía a través del cuerpo, incrementando la vitalidad y la concentración mental, además de expandir la conciencia. Cuanto mejor respiramos, mejor nos sentimos.
  4. ORGANIZA TU DÍA: Piensa en todo lo que tienes que hacer y organiza tus prioridades. Si es posible lleva un calendario y anota las tareas del día. Ve una a una y concéntrate en terminarla. Hay ocasiones en que no tenemos tiempo para todo. Si crees que estas en una situación en la que te sientes ansioso, inquieto, confundido, tómate 5 minutos para meditar. Pon música que te relaje, cierra tus ojos, crea pensamientos positivos, visualiza y vuelve a tus actividades. Eso si, olvídate de tener abiertas tus redes sociales, dedícate a lo tuyo.
  5. SONRIE: Y no te olvides de activar esos 26 músculos de la cara que nos hacen sonreír. Al sonreír liberamos endorfinas, que son neurotransmisores activados por los músculos de la cara liberados por el cerebro. Nos hacen sentirnos felices y nos ayudan a bajar los niveles de estrés. Hasta fingir una sonrisa funciona ya que el cerebro no distingue entre lo real y lo falso. A medida en que se incrementan las endorfinas, se reduce el cortisol que es la hormona del estrés. Sonreír provoca emociones positivas no solo en ti, sino en los demás. Por lo general, al sonreír, incluso a un desconocido, es probable que recibamos de vuelta el mismo gesto. Aunque creas que eso ocurre por cortesía, realmente es por el efecto de las neuronas espejo y la reciprocidad.  Cuando te devuelven la sonrisa, lo que consigues con esto es inducir un cambio positivo en el estado emocional de esa persona, asociando esa sensación con tu presencia.

Si quieres tener una vida más feliz, no dudes en poner en práctica mis consejos. Te aseguro que tu día cambiará y te sentirás con más energía.

NAMASTE,